Quien soy

Suelo decir cuando me preguntan que esa es una pregunta muy difícil, quizás la pregunta más difícil del mundo.

Podría definirla con muchas etiquetas y estructuras preconcebidas: mujer, asturiana, viajera, residente en Madrid, extrovertida, fuerte, auténtica, corajuda…

Podría hablar de mí en el plano profesional: Coach transpersonal, escritora, profesora y conferenciante, imparto talleres en España, Latinoamérica  y EEUU sobre amor, relaciones humanas, relaciones de pareja conscientes, emprendimiento, abundancia, fluir y múltiples temáticas.  Soy experta en autoconocimiento, autoestima, relaciones, inteligencia emocional y espiritualidad.

Y, también destacaría de mí una actitud amorosa, mi comunicación didáctica y mi enorme capacidad para inspirar y llegar al corazón de mis alumnos y seguidores. Todo lo que comparto sobre relaciones de pareja y sobre el amor tiene que ver con los aprendizajes vitales realizados a través de mi propia experiencia en este ámbito de la vida tan marcado por el desamor.

Pionera en desnudar mi oscuridad y mis procesos tanto en mis vídeos como en mis libros y escritos, ahora es un placer si puedo servir de inspiración para otras personas.

 

Y puedo decir que soy un ejemplo de que sí se puede, un ejemplo de que existe otra manera de vivir y está al alcance de todos nosotros. Inspiro, por tanto, desde mi proceso, mostrando cómo transmutar mi propia oscuridad en luz. Comprendiendo a un nivel profundo el aprendizaje que extraía de mis conflictos de pareja y compartiéndolo con otros seres humanos. En esa área vital en la que experimenté grandes dificultades se encontraba el regalo para impulsar a miles de seres humanos.

Tuve un despertar espiritual mientras trabajaba en una multinacional farmacéutica haciendo marketing para un fármaco oncológico contra el cáncer de piel. De pronto, todo lo que hacía y creía que era hasta ese momento dejó de tener sentido.

Me ponía enferma, no rendía y apenas podía entrar en la empresa sin sentir nauseas, eso me sumió en una profunda crisis vital ya que era agnóstica y nunca me había hecho preguntas profundas y trascendentes.

Surgió la pregunta: ¿Quién soy y qué es lo que quiero realmente?

Y surgió también un despertar espiritual, intenso, profundo. No fue paulatino, ni dulce, sino intenso y brusco. Sentí como la vida me desgarraba hasta lo más profundo.

Comencé un proceso de búsqueda que me llevó al Tibet y a dejar de lado mi profesión, mi CV y lo que hasta los 33 años había sido mi mundo.

En noviembre del año 2013, di mi primera conferencia.

En 2014, comienzo a impartir talleres y a impactar a miles de personas a través de mis conferencias en video.

En 2015, comienzo a viajar por el mundo, creo contenidos, talleres, métodos, cursos y el número de visualizaciones de mis conferencias así como de asistentes a mis eventos se dispara.

En enero de 2016, publico mi primer libro, Aprendiendo a Amar, en el que de forma amena y clara, motivo al lector a volver a su ser esencial, a encontrar el amor que todos tenemos dentro de nosotros y a tomar las riendas de nuestra vida.

Desde 2017, soy profesora del Máster en Desarrollo Personal y Liderazgo en el Borja Vilaseca Institute.

Mis conferencias acumulan millones de visualizaciones, he sido entrevistada en televisión, radio y prensa de múltiples medios de comunicación en todos los países de habla hispana. Mis eventos son multitudinarios y no dejo de crecer inspirando a otras personas en esa búsqueda de su poder interior.

Y me agrada decir que todavía no sé quién soy porque lo estoy descubriendo cada día, pero que sí he aprendido que puedo confiar en la vida y en sus procesos y desde ese espacio conectarme con la paz y felicidad que siempre estuvieron disponibles en mi interior.

“Recuérdalo: YA ERES”

Vivimos en el mundo de la ilusión, donde todo lo que creemos ser, en realidad es solo una cáscara, vacía de esencia. A la luz del espíritu, esto es oscuridad. Nos perdemos en un océano de ignorancia y, por ello, nos frustramos y no somos felices. Creo fehacientemente en los seres de Luz, los cuales, como faroles nos guían a un puerto seguro cuando estamos en medio de este océano, y más aún en medio de una tormenta. Escribo estas palabras para agradecer enormemente la ayuda de uno de estos faroles luminosos, alguien que dejó su vida particular, su vida social, su solvencia económica para dedicarse a iluminarse e iluminar a los demás, a los que lo necesitan, a los que nos perdemos en este viaje de vuelta a la Luz Suprema. Covadonga me ha ayudado a poder ratificar todo lo que ya sabía, pero en lo cual de cierta forma había perdido mi fe. A ponerme de pie nuevamente y ver la vida como se lo merece, con los ojos de la felicidad y diría de la esperanza, pero la esperanza es algo incierto, algo futuro de lo cual no tenemos certeza ninguna, sí podemos poder vivir el PRESENTE, que es lo único que tenemos. Gracias ángel de Luz, gracias hermana, gracias maestra por dedicarte a diseminar el brillo de tu alma y mostrarnos que también podemos brillar, pues vinimos todos de la misma fuente, de la fuente de la armonía, de la paz y del AMOR verdaderos.

Marco A. R. Herrera